PARQUE NATURAL DE LOS FARALLONES DE CALI, OTRA RESERVA INVADIDA

12/02/2012 § 1 comentario

Como letra muerta quedan las prohibiciones legales a la construcción en el parque natural Farallones. Foto de Juan B. Díaz

Como letra muerta quedan las prohibiciones legales a la construcción en el parque natural Farallones. Foto de Juan B. Díaz

Hay más de 30.000 particulares en esta zona protegida que limita con Cali.

Desde minifundios y casas campestres hasta predios extensos. Poco a poco, los privados se han ido adueñando del Parque Nacional Natural de Los Farallones, en el Valle del Cauca. Según el exdirector de Bienes Inmuebles de Cali Claudio Borrero, son más de 30.000 particulares los que ocupan no solo el parque, sino la Reserva Forestal Protectora.

Los 238 millones de metros cuadrados del parque y la reserva limitan con Cali y Jamundí, cruzando la cordillera hasta Dagua y Buenaventura, en el Pacífico. En sus caminos son visibles desde alambres de púas hasta muros. Hay casos como el de un solo propietario al que le aparecen, en registros oficiales, más de 62 millones de metros cuadrados, y otro que tiene papeles por unos 23 millones de metros, en esas cumbres en las que nacen siete ríos y cientos de fuentes hídricas.

Este parque fue creado por el desaparecido Incora en 1968. La matrícula 370-596912 marcaba la propiedad oficial, pero la fueron partiendo con el paso de los años y mediante distintas maniobras, en las que aparecen hasta narcotraficantes.

Dos años después de la definición del parque fue creado el Instituto de Vivienda de Cali (Invicali), que se convirtió en una puerta para la legalización de ocupaciones de distinto tamaño.

El jefe de área protegida de la regional de Parques Naturales, Jaime Alberto Celis, dice que “de las más de 206.000 hectáreas del Parque Natural Nacional de los Farallones, unas 5.000 hectáreas tienen algún grado de afectación, ya sea por actividades humanas o naturales, como derrumbes”. Sin embargo, Borrero muestra cifras que retratan una situación mucho peor. “Desde Invicali -dice- se le dieron varios golpes al parque”, y anota que muchos pequeños poseedores de predios (no superiores a 60 o 70 metros cuadrados) buscaron legalizar su posesión a través del pago de cuotas a Invicali, durante dos décadas. En muchos casos, los recaudos ni siquiera entraron a las arcas municipales.

Según él, hay más de un político en la lista de dueños y los registros señalan que en solo cinco años fueron tramitados 550 títulos. Borrero sostiene que hay 30.745 particulares ocupando predios del parque y la reserva.

“Hay prevaricatos a granel, peculados, tráfico de influencias, enriquecimiento ilícito retroactivo, omisión de denuncia, violación de secretos de la información privilegiada del Estado”, dice Borrero.

‘No pueden ser negociados’

El exprocurador ambiental y agrario Alberto Ramos recuerda que los parques nacionales naturales no pueden ser negociados bajo ninguna circunstancia. Y anota que muchos ocupantes han adquirido propiedades mediante títulos obtenidos con procesos de prescripción adquisitiva de dominio que, obviamente, no tienen efecto alguno en los parques naturales.

Trampas todas con las que se amenaza a una reserva vital para el agua y la biodiversidad en esta zona.

Colonización y minería
De desplazados a ‘casitas de descanso’

El jefe de área protegida de la regional de Parques Naturales, Jaime Alberto Celis, dice que la zona más afectada está frente a Cali por la expansión que ha tenido la ciudad. “Hay desde grandes familias hasta desplazados, pasando por profesores o profesionales que quieren tener una casita de descanso por el clima”, expresa. La Alcaldía de Cali y Parques Naturales tienen pendiente el cierre físico de 70 socavones para la extracción de oro en zona del parque Farallones.

Nadie se enteraba

Hubo otros mecanismos para apropiarse de la montaña. Con el apoyo de abogados se elevaban ante la justicia procesos de prescripción sobre baldíos. El municipio no se daba por enterado porque en los expedientes se decía que el proceso era ‘indeterminado’ y nadie les hacía caso a los que denunciaban que había una usurpación.

IVÁN NOGUERA Y JOSÉ L. VALENCIA
Corresponsales de EL TIEMPO

Etiquetado:, , , , , , , , , , ,

§ Una respuesta a PARQUE NATURAL DE LOS FARALLONES DE CALI, OTRA RESERVA INVADIDA

  • Gladys Rendon gallego dice:

    se esta invadiendo de parte de el centro de recreacion Anahuac en pance cabecera, exactamente en a vereda eEL PATO, una tira de rio de seis a siete metros, pretenden construir un club. es lo primero que toca este rio, ya hay problemas de basuras, y demas problemas que se suman, POR FAVOR ATENCION A ESTE LLAMADO !!!!!! ES ZONA DE RESERVA!!!!! QUIEN ATIENDE ESTO?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo PARQUE NATURAL DE LOS FARALLONES DE CALI, OTRA RESERVA INVADIDA en CALITERRÁNEO.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: